www.diabeclinicunidadmedica.com
 

Duelo en pacientes con "Pie Diabético"

Actualizado: 29 oct 2021

Independientemente del motivo por el que se te practicó la amputación, posiblemente pasarás por las mismas fases psicológicas que otras personas. Es esencial que pases por el proceso de adaptación; para algunas personas es más corto, y a otras les lleva varios meses. Es importante, sin embargo, que admitas y comprendas el proceso mientras superas cada etapa.


Al perder un miembro o partes de el, los dos tipos de tristeza más comunes son la anticipatoria y la normal sin complicaciones. La tristeza anticipatoria llega antes de la pérdida y está asociada al diagnóstico de la enfermedad que pone en riesgo tu vida y a la subsiguiente amputación. En esta exposición, solo nos referiremos al dolor normal sin complicaciones y es importante entender que se trata de un proceso normal.


Etapas del proceso de adaptación:


- Negación La negación la suelen experimentar personas que se someten a amputaciones menores o mayores, se niegan a entender el proceso que los llevo a ese punto irreversible, la ausencia de dolor, y la sensación de presencia de movimientos en el pie pueden contribuir aun mas con la negación del estado patológico.
- Rabia o ira A menudo se culpa de la pérdida a Dios, al médico o a otras personas, inclusive miembros de la familia.
- Regateo o negociación En esta fase, los pacientes intentan posponer la realidad de la enfermedad y la mayoría intentará negociar con su doctor o alguna autoridad superior como, por ejemplo, una figura religiosa.
- Depresión En esta etapa, la depresión sustituye a la rabia. Ésta es probablemente la fase más complicada de la adaptación, pero también desaparecerá. No es una depresión clínica; es normal. Los síntomas más frecuentes son el exceso o la falta de sueño, los sentimientos negativos sobre la realidad y el futuro, los sentimientos de desesperación y hablar de la muerte. La depresión no es un signo de debilidad; sin embargo, no debería sentirse así. Es tratable.
- Aceptación y esperanza Con el tiempo, aceptará la pérdida y volverá a su hacer su vida normal. Esto se consigue más fácilmente si habla con alguien que haya superado todo el proceso y le pueda dar algunos consejos que le ayuden a afrontar la pérdida.
- Tristeza complicada Se debe ser consciente de sus síntomas, que incluyen aislamiento severo, comportamiento violento, ideas suicidas, adicción al trabajo, depresión severa o prolongada, pesadillas. Si experimenta alguno de estos síntomas, por favor, informe a los correspondientes profesionales médicos.

Durante este periodo, probablemente te sentirás muy estresado. Existen, sin embargo, varias formas de afrontar el problema. Si habla con su profesional médico, tal vez le pueda ayudar. Es posible que experimente una pérdida de autoestima, pérdida de confianza en sí mismo, miedo o rechazo de su pareja, problemas financieros y que se cuestione su apariencia física. Probablemente, uno de los problemas más difíciles es perder el sentimiento de independencia y tener que depender de otros hasta en las necesidades más básicas.

Conoce nuestro nuevo servicio "Terapia Psicológica Continua", en el cual tendrás un acompañamiento profesional para afrontar esta etapa de tu vida.
92 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo